Paseo por la comunidad galesa de Chubut, una travesía llena de historia

La herencia galesa ha dejado una estampa indeleble en nuestra provincia. Desde su llegada en 1865, hasta el día de hoy, su tradición ha enriquecido la identidad cultural de las ciudades donde habitaron.

 

En la segunda mitad del siglo XIX, un grupo de galeses se aventuró hacia estas tierras escapando de la opresión inglesa. Buscaban preservar su cultura y una vida mejor para su descendencia.

Los colonos supieron adaptarse armoniosamente a los habitantes originarios de la región y mantuvieron fuerte arraigo a sus tradiciones galesas.

Tal es así, que 150 años más tarde, las localidades chubutenses que fueron habitadas por estos colonos siguen mostrando con orgullo su impronta galesa, a través de su bandera, sus dragones rojos, sus pintorescas casas de té, sus capillas austeras, su arquitectura e incluso su idioma que protagoniza una de las fiestas más antiguas de la zona: el Festival Internacional del Eisteddfod de la Patagonia.

Hoy te queremos llevar de viaje por el legado galés que florece a lo largo de nuestra provincia. Ciudades y pueblos de Chubut, que brillan con la riqueza de una cultura que ha perdurado a través del tiempo.

Puerto Madryn: la ciudad del desembarco

 

En 1865 el buque Mimosa arriba a las costas del Golfo Nuevo con 150 ciudadanos galeses a bordo. Así comienza la aventura galesa en nuestras tierras. 

El paisaje agreste de la Patagonia les dió la bienvenida y ellos llegaron para quedarse.

En el lugar original donde arribó el buque se encuentra el Museo del Desembarco, un lugar mágico que transporta a esa época y documenta la historia de la colonización galesa en la Patagonia.

Hoy, Puerto Madryn es una ciudad moderna con infraestructura turística internacional. Ofrece actividades que integran al visitante con la imponente naturaleza local y espacios culturales que realzan su origen galés.

 

 

Qué hacer en Puerto Madryn:

 

– Avistaje de ballenas en Puerto Pirámides (embarcado) y playa el Doradillo (costero)

– Avistaje de lobos marinos en Punta Loma

– Paseos por la costanera

– Playa y balnearios

– Buceo y deportes acuáticos

– Excursiones náuticas

– Museos y Centros de Interpretación

– Gran oferta gastronómica y de entretenimiento

 

Trelew, el pueblo de Luis

Su nombre significa “Pueblo de Luis” y hace referencia a Lewis Jones, fundador de la ciudad.

Trelew es la segunda ciudad más importante de Chubut. Su ubicación estratégica la convierte en punto de partida para conocer toda la riqueza cultural y natural de la región. 

La impronta galesa se hace presente a través de la producción agrícola del valle, de la arquitectura de las capillas coloniales, de la gastronomía deliciosa y de festivales culturales únicos.

Una de las principales atracciones de herencia galesa es el Museo Regional Pueblo de Luis, donde se narra la vida de los colonos galeses en Chubut a través de una experiencia inmersiva.

El legado de la colonización galesa en Chubut perdura hasta nuestros días.

También se destaca el Festival Internacional del Eisteddfod de la Patagonia, un evento musical y literario que celebra la cultura galesa desde sus raíces.

Otro de los recorridos imperdibles para quienes deseen conocer por dentro la historia de los pioneros en la región, es el circuito de capillas galesas que fueron fundamentales en la época de la colonia. En ellas se reunía la comunidad y sirvieron para afianzar las bases de su cultura.

 

 

Qué hacer en Trelew:

– Museo Regional Pueblo de Luis

– Museo Paleontológico Egidio Feruglio

– Legado galés en Chubut: Circuito de Capillas Galesas

– Casas de té galés, Festival Internacional del Eisteddfod en la Patagonia,

– Centro Astronómico Trelew

– Observación de Aves

– Agroturismo

– Delicias galesas de la Patagonia en el centro de Trelew

 

Rawson, la capilla más antigua del valle

La capital de Chubut alberga la capilla galesa Ricardo Berwyn, fundada en 1881, la más antigua del Valle del Río Chubut.

En Rawson se pueden visitar museos y centros culturales para conocer la historia y naturaleza de la región.

A sólo 5 km se encuentra Playa Unión, con amplia oferta turística. Desde paseos de interpretación, actividades acuáticas, excelente oferta gastronómica y pesca de costa.

 

Qué hacer en Rawson:

– Museos y Centro de Interpretación

– Avistaje embarcado de delfín patagónico

– Deportes náuticos

– Pesca deportiva en la costa y embarcado

– Capilla Berwyn

 

 

Gaiman, símbolo de la colonia galesa

En este pueblo se respira el espíritu galés en todo su paisaje.

Las casas de té en Gaiman ofrecen servicio para degustar la rica repostería galesa, en una experiencia donde todos los sentidos participan. Los anfitriones reciben a los visitantes con amabilidad para llevarlos de viaje con sus historias y sabores.

 

Ceremonia del té galés con la torta negra como protagonista – Galeses en Chubut

 

En esta localidad es especialmente importante la celebración de la cultura galesa. Cada 28 de julio, se celebra la “Fiesta del Desembarco” (Gwyl Glaniad) , las capillas abren sus puertas y se convierten en el centro de los festejos. 

En ellas se sirve té junto a la más rica repostería galesa. Participa toda la comunidad y los visitantes que quieran revivir la ceremonia original de compartir el té galés en las capillas.

Es una celebración mágica y única. Muy recomendable.

 

Qué hacer en Gaiman:

– Capillas galesas

Casas de té galés

– Parque Paleontológico

– Fiesta del desembarco, cada 28 de julio

 

 

Dolavon, el pueblo de la noria

Dolavon es una pequeña ciudad inmersa en un entorno de chacras y trabajo rural. La herencia galesa la atraviesa, tanto en su diagrama y arquitectura, como en su cultura local.

A fines del 1800 se construyó en Dolavon el primer molino harinero de la región. Hoy, es el único que queda en la zona del valle y fue convertido en museo y restaurante.

Dolavon está dibujada por canales y acequias de riego construidas por los galeses. Todavía se conserva una noria original de la época, testigo de las fascinantes historias de inmigración galesa en Chubut.

El viaje al pasado se completa con la visita a las capillas, construcciones austeras donde se profesaba el credo protestante de los colonos y donde se originó la ceremonia del té galés. 

 

Qué hacer en Dolavon:

– La noria, canales de riego, paseo por la costa del río

– Museo y restaurant del molino harinero

– Capillas galesas

 

 

Trevelin, el pueblo del molino

Su nombre significa “pueblo del molino” en galés.

Trevelin presenta su tradición galesa en un entorno natural encantador. Al pie de la cordillera de los Andes esta ciudad mantiene viva la cultura de los pioneros a través de sus museos y sus delicadas casas de té.

La ceremonia nace en la época colonial, cuando la colectividad se reunía en las capillas a tratar temas relevantes o simplemente a compartir con el resto de la comunidad. Cada colono asistía con alguna preparación casera para compartir y servían té humeante durante la reunión.

La ceremonia del té fue fundamental en la vida de los colonos galeses de Chubut y su valor cultural se transmite a través de quienes hoy abren las puertas y brindan el servicio con dedicación, pensando en cada detalle. 

Cuando se sirve el té galés no pueden faltar panes caseros, manteca, dulces regionales, scones, tarta de crema y, por supuesto, la torta negra galesa.

Entre los museos y sitios históricos destacan el Museo regional Molino Andes donde se puede conocer cómo era la vida en el valle a principios del siglo XX y la Tumba del Malacara.

 

Molino harinero Nant Fach – Galeses en Chubut
Fuente: Ente Mixto de Turismo de la ciudad de Trevelin

 

También el Molino harinero Nant Fach es una visita para dedicarle tiempo. El molino replica los que existían hace un siglo y fue creado por descendientes galeses en Chubut. Reviven la experiencia de los molinos de la época donde en esta región era distinguida por la excelente producción de trigo. Un viaje al pasado explicado por los herederos de sus protagonistas. Imperdible.

 

Qué hacer en Trevelin:

  • Casas de té galés
  • Museo regional Molino Andes y museo Tumba del Malacara
  • Molino Harinero Nant Fach y Museo de Colonos Galeses
  • Paseos turísticos: trekking, cabalgatas, kayak, mountain bike
  • Pesca deportiva
  • Cascada de Nant y Fall
  • Campo de Tulipanes

 

28 de julio

Este municipio agrícola conserva el legado galés de los pioneros a través de sus chacras, sus sistemas de riego y su arquitectura.

Las construcciones típicas galesas que hoy se pueden visitar son las capillas, los cementerios y la tribuna de crocket.

 

Qué hacer en 28 de Julio:

– Paseos culturales: Museo Tecnológico, Casa Amarilla, Turbina Crocket, Capilla Bethel

 

Estos pueblos y ciudades son una ventana al pasado. Nos permiten conocer la fascinante historia de los colonos galeses en Chubut a través de sus ceremonias, su arquitectura, su simbología y los testimonios de quienes hoy son orgullosos descendientes de aquellos primeros habitantes.

Espero que te haya gustado el recorrido, y si te tentaste con una rica torta galesa, sólo tenés que pinchar acá.

No te olvides de dejarnos tus comentarios.

Notas relacionadas

Buscar

Buscá todos los productos Memorable y disfrutá las delicias de la Patagonia.

Search